martes, 28 de mayo de 2019

Entre ritmo y sabor Manny Manuel pide perdón a su público y familia en el Choliseo

Un acto de redención. Así podría resumirse lo que ocurrió anoche en el Coliseo de Puerto Rico, donde Manny Manuel, por más de dos horas, cantó, bailó y también le pidió perdón a Puerto Rico.


El artista se presentó en el escenario con un atuendo medieval para abrir el concierto con el tema “Rey de corazones”, el primero de un amplio repertorio de éxitos de merengue, en los que la buena condición de su voz brilló más que la corona que llevaba puesta.

La emoción y el entusiasmo del cantante eran tan evidentes como su deseo de agradecer al público por darle una nueva oportunidad, tras el desagradable incidente que vivió en febrero pasado en el Carnaval Las Palmas de Gran Canaria (España), donde no se le permitió terminar su actuación por encontrarse en mal estado.

“Gracias por decir sí cada vez que tenemos la oportunidad de reencontrarnos. Esta noche respiro paz porque ustedes son mi soporte. Son la mano que me ayuda a levantarme, el hombro que me ha servido para llorar a lo largo de toda mi carrera. Estoy en casa. Yo soy boricua, pa’ que tú lo sepas. Gracias por tanto y por estar aquí ”, expresó Manny en la primera parte del espectáculo.  Más tarde abundó sobre el tema: “A mis hermanas, a mis sobrinos que están aquí, les pido perdón porque cuando me he caído, por quien más he sufrido es por ustedes y por mi madre. Les pido perdón. Puerto Rico, gracias por darme una nueva oportunidad y si los he ofendido, les pido disculpas. Me comprometo a seguir adelante siempre, siempre siempre, con mucha paz, de la mano del único que ha hecho posible que yo siga aquí de pie: Dios”.



Más allá de los momentos de reflexión, el espectáculo de Manny Manuel, quien en gran parte del show se hizo acompañar de un cuerpo de baile, estuvo lleno de ritmo, sabor y mucha bulla.  Domingo Quiñones fue el primer invitado de la noche, uniéndosele en el tema  “Parece mentira” a ritmo de salsa. Lamentablemente, sus soneos no se escucharon con claridad. A pesar de ello, recibió los aplausos del público y un gran abrazo de su colega. El novel cantante cubano Chamuel también tuvo una participación en la velada. Pero fue el junte con Elvis Crespo, ya en la parte final,  el que encendió al público que se puso de pie para bailar un medley de éxitos de Crespo que incluyó “Píntame” y “Suavemente”.  Elvis, quien llegó ataviado con falda y guantes, aprovechó la plataforma para estrenar el tema “Abracadabra” que incluirá en su próximo disco.

En el mismo ambiente de fiesta y tras interpretar más de una veintena de canciones, un sonriente Manny Manuel se despidió de la audiencia, que ocupó la versión reducida del Choliseo, con “Se acabó lo que se daba” y “Mi problema”.  Para entonces no llevaba la corona puesta en la cabeza, pero lucía la satisfacción de haber recuperado su título como el Rey de corazones.

Primera Hora

No hay comentarios:

Publicar un comentario