martes, 2 de octubre de 2018

Santa Cruz aprueba la reforma de la sede de Diablos Locos, por 294.330 euros

El Consistorio invertirá 104.000 euros en mejoras en el antiguo Mercado de La Salud

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Santa Cruz ha aprobado el proyecto para la rehabilitación del local municipal utilizado como sede de la murga Diablos Locos, por un importe de 294.330,82 euros.

El concejal de Infraestructuras, el nacionalista José Alberto Díaz-Estébanez, explicó que la rehabilitación forma parte del programa impulsado por la Corporación para la reforma de los locales municipales con Inspección Técnica de Edificios (ITE) desfavorable.

El inmueble se localiza en la calle Candelaria y, "debido a la complejidad de la actuación", ha debido de tramitarse de forma independiente al resto de proyectos, un total de 13, que tramita el Consistorio, según indicó el edil.

Además, añadió, "el hecho de que se trate de un edificio incluido en el catálogo de Patrimonio Histórico ha obligado también a ajustar el proyecto a los condicionantes que rigen para este tipo de inmuebles.

El proyecto de rehabilitación se fundamenta en la "gran cantidad de patologías" que presenta el estado actual del inmueble, principalmente de orden estructural en el forjado de cubierta, con vigas de madera en mal estado, apuntalamientos, paredes interiores sustituidas por pórticos metálicos improvisados, humedades en las paredes y techos de cubierta, así como en el solado y paredes del sótano.



De acuerdo con la memoria del proyecto, la escalera al sótano no posee las dimensiones adecuadas para su uso y las carpinterías exteriores adolecen de la correspondiente ventana de guillotina.

En razón de ello, se prevé la restauración integral de la fachada y la reestructuración interior de la casa para adaptar los espacios existentes a las necesidades actuales.

En la planta baja, los pórticos se ejecutarán con pies y vigas metálicas, que soportan el envigado de madera laminada, reutilizándose, en lo posible las vigas existentes. Se conservará la disposición del zaguán y el pequeño despacho, apoyándose en el ancho de la crujía paralela a la fachada; además, se configuran los espacios con medidas aptas para su uso como zona de ensayo y bar-cantina. En la tercera crujía se localiza los aseos, el patio de ventilación y la escalera, que conecta los tres niveles de la edificación (semisótano, baja y cubierta).

La edificación, destinada en origen a vivienda unifamiliar responde a la tipología de las construcciones de arquitectura tradicional canaria de mediados del siglo XIX, y su fachada se adscriben a la estética neoclásica. El inmueble ha sido muy modificado en su interior. Cuenta con dos plantas de altura sobre la rasante de la calle Candelaria, incluyendo una remonta retranqueada en la mitad posterior, y una planta semisótano, que se desarrolla en parte del solar. Las cubiertas son planas, contando la casa con un pequeño patio de ventilación cubierto.

Las14 actuaciones que desarrolla el Ayuntamiento cuentan con un presupuesto global de 600.000 euros e incluyen el Palacete Coviella, donde está situado el Centro de la Mujer Maltratada: el Colegio Onésimo Redondo y la Casa Pisaca, en El Toscal; la Casa Parroquial de La Concepción; las sedes de las asociaciones de vecinos de Los Lavaderos y La Arboleda, así como distintos locales de cuyo uso disfrutan agrupaciones musicales del Carnaval.

Asimismo, la Junta de Gobierno también ha aprobado, en su sesión de este lunes, 1 de octubre, el proyecto de reparación de locales ubicados en el edificio del antiguo Mercado de La Salud. Esta iniciativa contará con una inversión de 104.489 euros y servirá para realizar mejoras en una decena de locales de grupos del Carnaval que ensayan en ese inmueble.

La medida coincide con la reunión mantenida la semana pasada por el alcalde de la ciudad, el nacionalista José Manuel Bermúdez, con representantes de los grupos, a quienes tuvo ocasión de anunciar el propósito de llevar a cabo un plan de choque para las instalaciones municipales de La Salud.

El concejal de Servicios Públicos, el nacionalista Dámaso Arteaga, explica que la solución adoptada "permitirá resolver los problemas de humedades y remodelar el interior de los locales del Mercado de La Salud, con trabajos, entre otros aspectos, en pavimentos, baños y carpintería de aluminio".

Los trabajos programados se desarrollarían entre los meses de noviembre y diciembre, tras coordinarse con las distintas murgas, agrupaciones, rondallas y comparsas para que las obras realizadas en cada local afecten lo menos posible a sus ensayos.

De igual manera, la reunión mantenida con los representantes de los grupos del Carnaval que ensayan en el antiguo mercado sirvió para anunciar la realización de un estudio de viabilidad económica que determine si el futuro del inmueble pasa por una nueva construcción o si, por el contrario, se opta por remodelar el edificio de manera integral pese a su antigüedad. Ambas opciones serán puestas sobre la mesa próximamente para estudiarlas y tomar una decisión consensuada junto a las agrupaciones usuarias de los locales.

La Opinión de TenerifeEloísa Reverón 

No hay comentarios:

Publicar un comentario