sábado, 3 de febrero de 2018

Los dos sábados de la fiesta, los días más demandados en los hoteles de la capital

Los dos sábados de baile en la calle del Carnaval de Santa Cruz de Tenerife, 10 y 17 de febrero, son los días más demandados y que se han reservado con mayor antelación en los hoteles de la capital. Así lo asegura el vicepresidente de Ashotel (Asociación Hotelera y Extrahotelera de la provincia tinerfeña) en la zona metropolitana, Gabriel Wolgeschaffen, quien apunta que ese año la ocupación en los hoteles del municipio chicharrero rondará el 90%. "Aún es pronto para establecer el porcentaje definitivo, pero todo indica que seguiremos la línea de los últimos años", aclara.

Gabriel Wolgeschaffen matiza que el lunes y el martes del Carnaval "también están teniendo mucho tirón". Con respecto a si aún quedan habitaciones libres en los hoteles de Santa Cruz de Tenerife para poder disfrutar de la fiesta chicharrera, el vicepresidente de Ashotel informa de que sí queda algún que otro hueco por llenar, "menos para los dos sábados". "La experiencia nos dice que la última hora también mueve mucha demanda de alojamiento", agrega.

El vicepresidente de la Asociación Hotelera y Extrahotelera de la provincia tinerfeña comenta que el turista que más visita la ciudad en estas fechas tienen nacionalidad española. " El visitante español sigue siendo nuestro número uno, pero no hay que olvidar que estamos inmersos en plena temporada alta turística y que cada vez son más los extranjeros que vienen. Por otro lado, predominan también grupos de familiares o de amigos que organizan estancias durante el Carnaval", señala Gabriel Wolgeschaffen.



Este explica que en Santa Cruz hay hoteles para todos los bolsillos. "El coste de la habitación dependerá de la categoría del establecimiento que se elija, porque en esta ciudad tenemos de todas las estrellas, si bien es verdad que se trata de nuestra gran temporada y las tarifas son superiores a las de otros fines de semana. Tampoco es igual la tarifa de un sábado de Carnaval, donde la demanda es altísima, a la de un miércoles de sardina o jueves, donde decae y se pueden conseguir mayor variedad y mejores tarifas", manifiesta Wolgeschaffen.

Por último, el vicepresidente de Ashotel aprovecha para señalar que las viviendas que se ofertan como alquiler vacacional sin regularizar "perjudican a las ocupaciones". "El 80% de la oferta en Santa Cruz no está dada de alta. Indudablemente se trata de otra modalidad alojativa, sin servicios extras, y que se basa básicamente en el precio. Para gustos colores. Nosotros los hoteleros somos profesionales de esto y sabemos a qué nos dedicamos, con una cuota importante de empleos que dependen de nosotros", concluye.

La Opinión de TenerifeEloísa Reverón

No hay comentarios:

Publicar un comentario