domingo, 9 de junio de 2013

Cristo Casas: ´Fueron muy crueles con los Chinchosos el año pasado´

 Tras aguantar en silencio durante meses las recriminaciones por la floja actuación en el concurso de su grupo, Chinchosos, Cristo Casas rompe su silencio. Lejos de buscar polémica, lo hace para liderar un proyecto continuista y "a largo plazo", esta vez bajo el nombre de Los Más Caritas. Argumentos para demostrar que lo suyo no es un simple capricho. Un camino que indirectamente ha cerrado la puerta por falta de cupo –al menos de manera momentánea– a los Chinchosos de toda la vida, dirigidos de nuevo por Paco Padilla.

–Preséntenos a Los Más Caritas.

–Queremos que sea una murga familiar, de las de antes, donde nos divirtamos sin dejar de hacer un trabajo serio, pero en la que todos nos encontremos cómodos. Por ahora solo somos algo más de 20, pero para nosotros cada componente vale su peso en oro. Ya artísticamente buscamos equilibrio en nuestros temas. Básicamente habrá crítica, pero apolítica y social, con la que recojamos los problemas del pueblo; y también algo de humor porque sabemos que la gente quiere divertirse. No puedes lograr un objetivo con las armas de los demás, sino con las tuyas propias, y eso es lo que intentaremos.

–Con Cristo Casas al frente, pero ¿quién más?

–Sí, yo seré el director y en principio llevaré los arreglos musicales con la intención de que sonemos bien pero sencillos. Luego me ayudan varios letristas como el exsinguango Chuchi Perdomo y Quique Hormiga. Ya luego del diseño se encargan cuatro componentes, entre ellos mi hermana Vicky.

–¿Será algo efímero?

–Esa es la intención. Yo no he aguantado todo lo que he aguantado para salir un año e irme. Deseamos algo más que una murga y en ese sentido ya tenemos un equipo de bochas, queremos hacer otro de baloncesto, montaremos un grupo a capella... Que exista vida más allá del carnaval; formar un grupo de murgueros, no de concurseros. Tener un concepto de familia similar al de Diablos cuando no han ganado premios. Por eso animo a la gente que le guste este mundo y sea implicada no se atreva a contactar con nosotros en el mail losmascaristas8687@gmail.com.

–Los objetivos, ¿modestos?

–Parecerá bucólico, pero mi mayor objetivo es que la gente diga que se lo ha pasado bien en su murga. Evidentemente lucharemos por la final, pero subir al escenario y demostrar que lo del año pasado fue un espejismo.

–¿Será un camino diferente al que tomó el año pasado con el nombre de Chinchosos?

–Este es el camino que yo quería coger. Algunos excomponentes de Chinchosos, de la primera época, me propusieron sacar la murga y a mí, regresar al lugar donde comencé, me pareció ilusionante. Empezamos con todo el papeleo para crear una sociedad y buscar local. Al principio teníamos unos 45 componentes, de los que unos 35 eran exchinchosos, pero en septiembre empezamos a ensayar solo con 17. Muchos de los que me habían empujado a emprender este proyecto ya no estaban, pero otros sí se quedaron, me insistieron en sacar la murga y decidí seguir.

–¿El que la gente esperara una murga con show fue el gran error?

–Sí, totalmente. Y ahí asumo mi parte de culpabilidad porque la idea era sacar una murga con mi estilo. Todo empezó muy bonito, pero en realidad no fue un camino de rosas. Ya luego lo que ocurrió el día del concurso fue un expediente X. Lo que hicimos sobre el escenario no tuvo nada que ver, por ejemplo, con lo vivido la última semana de ensayos.

–El nombre de Chinchosos fue entonces el que les condenó€

–Evidentemente el nombre fue una losa tremenda. Un peso que muchos llevamos desde el primer hasta el último día. Yo imaginaba una salida discreta que convenciera a los que estaban indecisos para futuros carnavales€

–¿Se fue demasiado cruel con la murga?

–Sí. Este año me ha servido para ver que es real eso de que los murgueros sufren seis meses para salir a concursar. Creo que nadie que deja a su familia de lado, que descuida su trabajo y que incluso pierde dinero se merece ese trato. Nadie se preocupó ni antes ni después del concurso. Se fue muy cruel con nosotros. Se dijeron muchas cosas que dolieron; se ensañaron.

–Cuando Paco Padilla desea recuperar a sus Chinchosos, ¿hubo opción de arreglo?

–Paco me llama para arreglarlo particularmente. Me ofreció estar en el nuevo proyecto, pero le dije que no porque su forma de ver la murga no es la misma que la mía. Yo quería seguir con ese proyecto iniciado el año pasado, y además creía que no podía cantar al lado de gente que tanto a otros compañeros como a mí mismo nos habían faltado al respecto en varias redes sociales. Simplemente por ética.

–Por este motivo se les acusa de aprovechar el CIF de la sociedad con el que se le cierra la puerta a los Chinchosos de siempre.

–Paco me acusa de quedarme con el CIF de Chinchosos y eso, desde mi punto de vista, es falso. Lo único mío es mi DNI. Las murgas tienen una estructura y unos requisitos que la mayoría de la gente desconoce. Hay que darse de alta con un CIF, presentar una sociedad, tener un presidente, un secretario, un tesorero€ Esta es una asociación y sus directivos quieren continuar con ella en lugar de irse al nuevo proyecto de Chinchosos. Ellos son los que me han animado y respaldado a seguir en este camino. Hemos modificado el nombre de la asociación y seguiremos adelante con nuestro proyecto, Asociación Cultural Murga 86/87.

–Algunos piensan que se aprovechó de un vacío para hacerse con la sociedad€

–Muchos ya lo han hecho, sí. ¿Pero dónde estaban cuando yo estaba currando para sacar adelante esta asociación? Varios de los que se quejan ahora son los que faltaban a bastantes ensayos y acabaron marchándose. Podía haber renunciado a todo, pero hay gente detrás que me anima a seguir. No tengo ningún problema en que Chinchosos salga, pero tenemos un proyecto y ahora mismo, entre comillas, la ley nos ampara.

–Noto en sus palabras algo de orgullo€

–Hombre, claro, pero no maligno. Mi mujer me ha visto llorar muchas veces de impotencia sufrida por todo lo que se ha dicho de nosotros todos estos meses. Hicimos todo lo posible para que el nombre de Chinchosos diera una buena imagen y muy pocos saben todo lo que trabajamos para ello, con problemas casi a diario. Por ejemplo, tuvimos hasta cinco baterías; se tuvieron que comprar las trompetas en Las Palmas, también la percusión, dar con un local€ Nos pasó de todo. Hasta el día del Coso sufrimos un accidente con la guagua.

–¿Tiene la sensación de que se les está viendo como los malos de la película?

–Se nos ha vendido así, sí. Pero sorprendentemente la gente del Carnaval creo que sabe quién soy y que nunca he tenido mala fe con nada ni con nadie. En el foro del carnaval nadie nos ve como los malos de la película y sí que existe la sensación de que se ensañaron con nosotros. Incluso hoy por hoy, en el mundo de las murgas, yo me veo como víctima.

–Con la plaza asegurada, ¿es partidario de abrir el cupo?

–Sí. Desde hace años sigo los concursos de Cádiz y me asombra cómo dan cabida a más de 100 agrupaciones, algo que potencia, por ejemplo, la aparición de letristas. Para nada me importaría, aunque por las características del Carnaval de Santa Cruz y por la actual coyuntura es complicado hacerlo.
 Carlos García

La Comparsas, quieren un concurso en Arrecife

Las cuatro comparsas de la isla de Lanzarote (Sur Caliente, Cumbacheros, Son Azabache y Yaiseros), le han propuesto al Ayuntamiento de Arrecife la posibilidad de hacer un concurso para el Carnaval 2014.
En la reunión del pasado lunes, hablaron de celebrar el evento el jueves 27 de febrero, esa fecha estaría cubierta si finalmente se realiza una cuarta fase del concurso de murgas.
Todo quedó pendiente para futuras reuniones.

Nostradamus

Fiesta de Las Celias en el barco


Ya tenemos fecha para la gran fiesta de las Celias de Tenerife en el barco " Shogun".el próximo 20 de julio 2013.
Cualquier información y reservas , están disponibles los números de movil que aparecen en el folleto. 

Gracias a todos , y los esperamos .... 

Azucarrrrrr

Nuevo director Musical, para murgas muy diferentes




Toño Sometimes estara el Carnaval 2014 en Marchilongas, murga infantil Triqui-traquitos  y  Descaradas, nueva murga de Lanzarote