lunes, 1 de agosto de 2011

´No podemos admitir ni a un solo grupo más en el Carnaval´

Fernando Ballesteros, concejal de Fiestas del Ayuntamiento de Santa CruzYa apuntaba maneras. Con sólo tres añitos consiguió, junto con su hermana, el primer premio del concurso de disfraces que se celebraba en el teatro Guimerá. Ella era la luna y él el sol. Ahora es el nuevo concejal de Fiestas. Fernando Ballesteros, del CCN, asume esta Concejalía porque le gustan los retos. A pesar de la grave situación económica del Ayuntamiento, no quiere hablar de recortes sino de la búsqueda de financiación.

Por esta razón, anuncia que pedirá ayuda al Gobierno canario, porque cree que ya es hora de que la Comunidad Autónoma apoye al Carnaval. Recuerda que habrá dos Carnavales de Día, uno para el primer domingo de la fiesta y otro para el sábado de Piñata. Lamenta que tenga que informar a los nuevos grupos de la fiesta que en 2012 no podrán participar en los concursos porque no hay dinero para más subvenciones. Ballesteros indica que el tema y el cartel del Carnaval y el director de la Gala, entre cuyos nombres se barajan los de Jaime Azpilicueta y Juan Carlos Armas, se conocerán en septiembre. Espera que en 2014 los actos puedan regresar a la plaza de España.

– Al igual que en el resto del Ayuntamiento, la situación económica en Fiestas también es muy complicada. ¿En cuánto se verá afectado el presupuesto para los próximos Carnavales?
– Todo el Ayuntamiento se tendrá que apretar el cinturón y, por lo tanto, también este Organismo Autónomo de Fiestas. Nuestro presupuesto sufrirá un recorte del 7% con respecto a las anteriores cuentas, por lo que contaremos para el Carnaval con unos 6 millones de euros. Todas las partidas presupuestarias de Fiestas se verán disminuidas, a excepción de las que tienen que ver con el capítulo 1, la del personal, que rondan el 32% del total.

– Se ha anunciado un primer recorte, el de las ayudas para los grupos. ¿Se sabe ya el tanto por ciento concreto que se aplicará?
– Todavía no sabemos la cifra exacta, pero estará entre un 5 y un 10%, que precisamente es similar al apretón que tendremos nosotros en el Organismo. Ya se produjo un primer recorte del 6% en las ayudas para los grupos en el Carnaval de este año, a lo que se sumará este. No obstante, los grupos lo han comprendido y entienden que no obedece a un capricho, sino a una realidad dura y delicada en el Ayuntamiento.

– ¿Cómo afrontará el Organismo la deuda extrapresupuestaria de más de 3 millones de euros que arrastra de ejercicios anteriores, del periodo en el que el PP estaba al frente de Fiestas?
– Pues ese es el problema. Que es una deuda que ya viene de los ejercicios de 2008 y 2009. Se trata de operaciones pendientes de aplicación presupuestaria, lo que significa que en el devenir de los ejercicios sucesivos se tendrá que estar arrastrando con dicha deuda hasta que se abone del todo. De manera justa, los proveedores están reclamando el dinero por los servicios prestados. Por esa razón, ya desde el área de Hacienda se está aplicando un plan de pago para los próximos cuatro o cinco años con el que no solo se liberará esta cantidad, sino todo lo que se debe desde el resto de áreas. Hacienda está negociando con las empresas para poder llegar a acuerdos en cuanto a las fórmulas y plazos de pagos.

– ¿Abonará el Ayuntamiento capitalino la cantidad que exige Rolo Producciones?
– Se trata de un asunto muy complicado. Hay diversos frentes judiciales abiertos. Solo puedo decir que tendrá difícil solución salvo la que puedan dar los tribunales de justicia. Quiero ser especialmente cauteloso con este tema.

– ¿Y se pagarán los 300.000 euros que la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) pide a Fiestas por actos del Carnaval?
– Lo que me llega a mí es que en su momento entran en el Organismo unas facturas de la SGAE por conceptos que se iban acumulando, ya que los responsables anteriores decidieron rechazarlas por entender que las cuantías no estaban del todo aclaradas. Me tranquiliza el tono conciliador que la SGAE mantiene con Fiestas frente a la previsible solución de este problema. Por ahora puedo decir solo que nos sentaremos a negociar.

– ¿Qué otras medidas de ajuste tiene preparadas el Organismo?
– No quiero hablar de más recortes, sino de búsqueda de financiación tanto en patrocinadores, algunos de los cuales se habían perdido, como en otras administraciones, como el Cabildo y el Gobierno de Canarias. Esto tiene un motivo, el Carnaval de Tenerife es la única fiesta declarada de Interés Turístico Internacional de toda Canarias, por lo que entiendo que la Comunidad Autónoma se debe empezar a plantear el apoyo decidido a los Carnavales. El Cabildo sí ha estado vinculado con esta fiesta pero el Gobierno canario no ha aportado nada hasta ahora. Intentaremos que colabore. Si no es en este ejercicio, será en el próximo.

– ¿Se puede asegurar, a pesar de la situación económica de Fiestas, que no se suspenderá ningún acto del Carnaval?
– Lo podemos asegurar. Es más, sumaremos actos. Me refiero a que en 2012 tendremos dos Carnavales de Día, uno se celebrará el primer domingo de la fiesta en la calle y el segundo en el sábado de Piñata, como siempre. La fórmula para ambas jornadas será similar, aunque también queremos ofrecer nuevos atractivos como la recuperación de la fiesta de la mascarita, para que todo el mundo venga disfrazado, o la exploración de nuevas zonas donde ubicar escenarios, como La Noria. Para nosotros es muy importante el Carnaval familiar, por lo que también daremos más protagonismo los niños.

– ¿Se traerá este año alguna actuación estelar?
– Aquí hay calidad suficiente para poder hacer una fiesta divertida y, además, hay que tener en cuenta la situación económica. De todas formas, no se descarta traer artistas de fuera siempre y cuando se cuente con el apoyo y el patrocinio de empresas. Y esto tanto para el Carnaval de Día como para las noches y la Gala de la Reina.

– Todos los carnavaleros se preguntan cuándo se conocerá el tema de la fiesta, el cartel y el nombre del director de la Gala 2012.
– Ya estamos trabajando en ello pero aún no hay nada decidido. Esperamos tenerlo ya todo listo para septiembre, probablemente en la segunda quincena de dicho mes. Tiene que haber un consenso total del Consejo de Administración. Con respecto al tema estamos barajando entre cuatro y cinco motivos. Queremos que sea algo que de vía libre a la imaginación. En cuanto al cartel, este año tendrá que ser el Organismo el que elija a su autor, porque no da tiempo de otra cosa. Y sobre el director de la Gala, aún no hemos hablado con nadie, aunque sí se han mencionado varios nombres, como Jaime Azpilicueta o Juan Carlos Armas.

– ¿Y cuándo se abrirá el plazo para la inscripción de los grupos a los diferentes concursos?
– En septiembre. Quiero aprovechar para recordar que tampoco este año podrá haber premios en metálico. Yo creo que un buen trato, la amabilidad y el cariño compensan la falta de premios.

– ¿Se esperan nuevos grupos o Fiestas limitará la entrada debido a la crisis económica?
– Son muchos los grupos que han manifestado su intención de participar en el próximo Carnaval, pero no nos quedará otro remedio que limitar el cupo. Es decir, debido a la situación económica y porque no podemos dar más subvenciones, en 2012 no podrá participar en los concursos ningún grupo nuevo, ni murgas, ni comparsas, ni rondallas, ni agrupaciones.

– Damián Sacramento, ex componente de Diablos Locos, no podrá ser el gerente por no contar con el requisito de titulación superior. ¿Ya hay otro nombre?
– Sí, será Francisco Trujillo, licenciado en Administración y Dirección de Empresas. Además ya conoce esta casa porque hace años fue el coordinador económico de este Organismo. Damián se quedará con nosotros ejerciendo otras funciones.

– ¿La final de murgas se volverá a celebrar en el Heliodoro?
– Tendremos que escuchar a las murgas, si ellas no quieren, no se hará. Y si es lo contrario, habrá que estudiar la viabilidad económica y los problemas de sonido.

– ¿Se volverá a elegir el Recinto Ferial para los actos?
– Todo apunta a que este año sí. Nuestra intención es regresar a la plaza de España cuando finalicen las obras de la vía litoral, pues sobre el túnel quedará una explanada de 40.000 metros cuadrados. Esperamos que en 2014 ya contemos con dicho espacio.

– Una de las demandas de los carnavaleros es que se bajen las entradas para los concursos...
– De momento, se congelarán. Si no se cobra, sería imposible ofrecer un Carnaval con calidad.

– ¿Se convertirá en realidad esta vez la promesa de un Museo para el Carnaval? ¿Y se llevará a cabo un musical durante todo el año para que los turistas disfruten en cualquier momento de esa fiesta?
– Las dos ideas son muy interesantes y nuestra intención es llevarlas a cabo.

– ¿Cuándo se colocará en la plaza del Príncipe la estatua de Enrique González Bethencourt, padre de las murgas?
– La escultura está terminada pero estamos buscando dinero para poder pagar a la empresa que la ha realizado y poder colocarla. Estamos hablando con diversos patrocinadores porque la iniciativa popular de abrir una cuenta para que los ciudadanos realizaran aportaciones no ha funcionado como se esperaba.

– El nuevo equipo de Gobierno del Ayuntamiento habla de la unificación de los Organismos de Fiestas, Deportes y Cultura. ¿Cree qué es lo mejor?
– Si la unificación conllevara una ahorro significativo lo entendería, pero no es así, por lo que creo que lo mejor es quedarnos como estamos.

– ¿Con respecto a la Navidad, se volverán a quedar este año los barrios y varias calles del centro sin iluminación?
– Intentaremos que no. De todas formas, estamos pensando en otras posibilidades de adornos, como ocurre en La La Laguna.

– ¿Quería usted esta área?
– Sí, porque me gustan los retos, y sin duda llevar Fiestas supone uno de los mayores retos del Ayuntamiento de Santa Cruz.

– ¿Es usted carnavalero?
– Mucho. Vivo el Carnaval desde que soy pequeño. Con unos tres años gané con mi hermana gemela el concurso de disfraces en el Teatro Guimerá. Íbamos de Sol y de Luna. Luego comencé a salir en la cabalgata y hasta estuve dentro de un quiosco de estudiantes. Con unos pocos más de años salíamos con nuestra carroza un grupo de más de 40 amigos, que nos disfrazábamos de todo, y después el grupo se fue reduciendo. La verdad es que ahora prefiero el Carnaval por el día, que lo disfruto con mis hijas.